Cuando sucede un desastre de datos, una falla de disco, malware de encriptación o un virus ¿tu empresa está lista para lidiar con estas situaciones?

Recomendamos como medida de soporte técnico tener por lo menos tres tipos de respaldos automáticos, imágenes completas de disco a disco, de disco a externo, de disco a otro medio no regrabable y de disco a NAS mediante protocolos de SFTP o RSYNC y de ser posible, replicar en tiempo real la información en otra localización física los datos, esto asegura la integridad de los mismos y lo hacemos en periodos de cada día horas y para las locaciones no físicas una vez al día.